Hollande y Bush: retóricas paralelas

Filed under Noticias

El solemne discurso pronunciado por François Hollande al Parlamento francés  después de los atentados de París presenta, según explica un artículo de Le Monde, claras similitudes con las palabras que George W. Bush dirigió al Congreso de los Estados Unidos el 20 de septiembre de 2001, tras los atentados perpetrados por Al Qaeda. Ambos coinciden en hablar de un estado de guerra, apelar a la solidaridad internacional y plantear reformas legales antiterroristas.

Fuente: Le Monde

De nuevo, la guerra contra el terror

“Francia está en guerra”. Con estas impactantes palabras comenzó presidente francés su alocución frente al Parlamento, reunido en Congreso extraordinario en Versalles. Se trata, matizaba poco después, de una “guerra de otro tipo que se enfrenta con un enemigo nuevo”. Catorce años antes, Bush había popularizado con su discurso al Congreso la expresión “guerra contra el terror”: “Nuestra guerra contra el terror empieza con Al Qaeda, pero no termina ahí”.

William Audureau, periodista de Le Monde, explica cómo “el mismo tono beligerante impregna el discurso de los presidentes francés y americano”. En su discurso de 2001, Bush empleó la palabra “guerra” catorce veces, una más que Hollande.

La distancia entre las palabras y los hechos fue escasa en ambas ocasiones. En el caso de Estados Unidos, el 7 de octubre de 2001 las fuerzas americanas y británicas bombardearon Afganistán. En el caso francés, los hechos se han adelantado, pues Hollande ya había ordenado la víspera de su discurso bombardear las bases militares del Estado Islámico en Raqqa (Siria).

Una llamada al apoyo internacional

Por otro lado, “en los dos discursos los dirigentes de las potencias atacadas hacían una llamada a la solidaridad internacional, pero el tono adoptado no es el mismo”, sostiene Le Monde. El tono del presidente norteamericano fue sin duda más radical: “Perseguiremos a las naciones que ayuden o den cobijo al terrorismo. Ahora cada nación en cada región tiene que tomar una decisión: o estáis con nosotros o estáis con los terroristas”.

Hollande, por su parte, trató de ser más persuasivo y menos amenazante: “Desde principios de año, el ejército terrorista del Estado Islámico ha golpeado fuertemente en París, Dinamarca, Túnez, Egipto, Líbano, Kuwait, Arabia Saudí, Turquía, Libia. Nos masacra a diario y oprime a los pueblos. Por ello, la necesidad de destruir al Estado Islámico es un tema que concierne a toda la comunidad internacional”. Francia instará a crear una “única coalición internacional”, y para ello se reunirá con Barack Obama y Vladímir Putin.

Reformas legales contra el terrorismo

Al igual que sucedió el Estados Unidos, las palabras del presidente Hollande se hacen eco de la nueva dirección tomada por el Estado en materia antiterrorista. No obstante, tal vez sea exagerado equiparar las reformas legales propuestas en Francia con la “Patriot Act”, la cual supuso un giro radical en la seguridad de los Estados Unidos. “Nos uniremos para fortalecer nuestros recursos de inteligencia de modo que conozcamos los planes de los terroristas antes de que actúen y los encontremos antes de que golpeen”, había afirmado Bush en septiembre de 2001.

El viraje de Francia en seguridad nacional no ha sido tan brusco, pues “la lucha contra el terrorismo ya había sido ampliamente reformada (…), especialmente mediante las leyes sobre el terrorismo y mediante una ley sobre inteligencia”, explica Le Monde. De este modo, “las medidas anunciadas por François Hollande ‘complementan’ los recursos ya disponibles”. Entre estas medidas se encuentran la creación de 5.000 puestos adicionales de policías y gendarmes o la posible privación de la nacionalidad a personas nacidas en el país.

Pero la medida más severa tomada por Hollande es sin duda la reforma de la Constitución, “y en particular de sus artículos 16 y 36, que definen los requisitos para recurrir a los poderes presidenciales completos y al estado de sitio, que incluya el estado emergencia” (Le Monde). “Siento en conciencia –afirmó Hollande– que tenemos que cambiar nuestra Constitución para permitir que las autoridades públicas actúen de conformidad con el Estado de derecho contra el terrorismo”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.