La actriz Norma Ruiz “salva” a los malienses con un “taller de expresión corporal”

Filed under Noticias

Su Majestad la Reina Doña Leticia  recibió en audiencia especial a una representación de los organizadores y colaboradores de la décimo quinta campaña solidaria “Un juguete, una ilusión”, encabezados por el presidente del Consejo de Administración de Radiotelevisión Española, José Antonio Sánchez, que presentaron la nueva campaña para los años 2014-2015, los resultados de la última edición y los proyectos que se pondrán en marcha con la recaudación obtenida. “Tu juguete llega” es el lema en esta ocasión.

REDACCIÓN SYM

La campaña recuerda que el juego es un Derecho Fundamental del Niño -reconocido por Naciones Unidas en su Declaración de 1989- y que el juego y el juguete cumplen un papel decisivo en su formación educativa. El juego proporciona al niño momentos de ocio, pero además tiene una vertiente socializadora y educativa igualmente importante y necesaria.

“Un juguete, una ilusión” ha logrado que se manden más de 7 millones de juguetes unipersonales y 2.300 ludotecas a 44 países a través de 64 ONG y entidades de cooperación. Los juguetes se distribuyen un mínimo de 3 años consecutivos para fomentar una acción estable que beneficie directamente a niños de edades de entre 2 y 14 años.

Por otra parte, el cantante Miguel Ríos dará un concierto el próximo 22 de noviembre en el Teatro Monumental de Madrid en beneficio de la campaña “Un juguete, una ilusión”. El solista afirma: “deseo que lo recaudado ayude a muchos niños a tener un primer juguete; el mejor vehículo para despertarle la imaginación”.

También la actriz Adriana Ugarte colabora con la Fundación Respiralia que lucha contra la fibrosis quística. Pretende concienciar a la sociedad sobre esta enfermedad. La actriz televisiva Norma Ruiz (en la imagen) viajó a Marbaki (Mali) para dar un taller de interpretación y expresión corporal y, de esta forma, colaborar con la Fundación Voces, que lucha contra la pobreza a través de la cultura. Seguramente era lo que más necesitaba la población maliense.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.